¡Vuelve The Drones!

Anuncios patrocinados



Cuando decimos que la música contemporánea no está para nada perdida y que hay miles y miles de bandas para indagar de manera satisfactoria, no mentimos un solo gramo. Hace falta entrar en clima y conocer y esta, puede ser una gran oportunidad. The Drones vuelve con nuevo disco, canciones a descubrir y muchísima mística a su alrededor. Los esporádicos signos de admiración en el título, encontraron su lugar con esta banda algo desconocida en nuestro territorio, pero que sin dudas tiene para comerse al mundo.

“I See Seaweed” es el nombre del nuevo trabajo de estos excelentes australianos, que llega en medio de una completa bajada de cambios en relación a lo que fueron sus arranques. Lanzaban su primer disco en 2002 y lo que podíamos escuchar era un ruido duro y parejo, pero muy bien planteado y que significaba una bocanada de aire fresco para cualquiera que lo experimente. Desde entonces y hasta hoy, comenzaron a tornarse un poco más pacíficos y las guitarras acústicas, los guiños folk y las tonadas simpáticas, comenzaron a sonar a la par de la estable esencia de la banda.

Hoy, con una buena cantidad de discos editados, podemos decir que The Drones, no es una de esas bandas que podemos encuadrar en un género en particular. Es muy fácil habla de alternativo, pero si comenzamos a indagar, nos damos cuenta que excede incluso, esos difusos límites. Música particular si las hay. La agrupación de Gareth Liddiard logró hacerse con el título de culto, el cual poco a poco comienza a disiparse para dar lugar a la inminente consagración. ¿De lo mejor de nuestros tiempos? No caben dudas.

Encontrar bandas nuevas y con tan buenas referencias, jamás viene mal. The Drones es una banda para sentarse, escuchar y analizar de manera minuciosa, para captar todos los guiños e intenciones que se reflejan en cada una de sus canciones. “I See Seaweed” puede ser un excelente punto de arranque, más allá de que su discografía solo se componga de álbumes con piso en lo excelente.







Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *